mode_edit
LUNES 18 DE DICIEMBRE DEL 2017 | 00:00:00

10 trucos para ahorrar dinero que muchos desean que no sepas

Fecha Publicación: 09/03/2017

Es inevitable, siempre se anda de aquí para allá consumiendo productos y servicios, incluso de manera involuntaria. Pero ¿te has puesto a pensar alguna vez qué tanto analizas tus compras?

Así que te ofrecemos los mejores consejos que debes aplicar para alcanzar la tan anhelada libertad económica.

1. No comprar cosas que se puede obtener gratis

Llamadas de larga distancia, libros, cuota de manejo de la tarjeta de crédito, son algunos ejemplos de cosas que se puede obtener gratis si se busc la manera. Para libros ir a una biblioteca puede ser un buen plan, Skype puede comunicarlo con sus seres queridos gratis y si se tiene buen historial de crédito no será difícil conseguir un banco que no cobre cuota de manejo por la tarjeta de crédito.

2. Los precios de los productos siempre deben incluir impuestos y tasas

Todos los productos y servicios que se oferten en un establecimiento deben mostrar su precio, con los impuestos incluidos. Tanto la etiqueta de una prenda de ropa como los platos que figuren en la carta de un restaurante o las tarifas de móvil que se anuncien en la web de una operadora deben mostrar el importe final (IGV incluido).

3. Los comercios deben informar de las formas de pago disponibles

Los establecimientos tienen libertad para elegir los medios de pago que aceptarán, pero la normativa les obliga a que informen claramente –en el interior o en el exterior- de si, por ejemplo, solo aceptan efectivo, o si se podrá pagar con tarjeta o cheques.

4. Guardar las justificantes de pago

El ticket o recibo es la mejor garantía que tiene el consumidor, si necesita hacer un cambio o reclamar. En él debe constar el nombre del establecimiento, la fecha y el importe del producto o servicio adquirido. Es importante exigirlo al abonar una compra y comprobar que incluye información sobre la política de cambios y/o devoluciones del establecimiento.

5. Todos los productos tienen garantía

Cualquier producto que se adquiera dentro de un local comercial tiene una garantía gratuita por un dterminado tiempo ( uno, dos, tres años). Si se descubre un defecto en los seis primeros meses desde que se produjo la compra, no se tendrá más que comunicárselo al vendedor, pero si se excede ese plazo, se debe probar que el problema existía cuando se compró.

6. El derecho a cambios y devoluciones puede variar según el establecimiento

Al comprar en una tienda física, el establecimiento no está obligado a cambiar el producto o devolver el dinero, a no ser que el producto no esté en perfecto estado, aunque la mayoría de las tiendas suelen aplicar esta política. Hay que averiguar bien sobre este tema con el vendedor o asesor comercial de la tienda.

7. Siempre se tiene derecho a reclamar

Cuando el producto que se haya comprado o el servicio recibido no satisfaga, se tiene derecho a presentar una reclamación. Todas las empresas deben disponer de un soporte duradero en el que realizar estas quejas, algo que habitualmente se materializa en el Libro de Reclamaciones, que deben estar a disposición del consumidor cuando las solicite. Si no se le facilitan, se puede acudir al organismo competente e interponer una denuncia, en este caso es Indecopi.

8. Los derechos en Internet son los mismos que en tiendas físicas

Tanto si se acude a un establecimiento físico como a una tienda online, hay que  saber que los derechos se mantienen. Es más, en casos como las devoluciones, la protección de los usuarios se amplía cuando compran en Internet.

9. En rebajas, los derechos se mantienen

Una reducción en el precio no es sinónimo de una disminución de las garantías. Los establecimientos deben ofrecer los mismos sistemas de pago y la misma política de cambios y devoluciones que durante el resto del año. Nunca se debe aceptar productos de peor calidad. La ley permite que se pongan a la venta productos de la temporada actual o de anteriores, pero no que se comercialicen productos defectuosos.

10. Hacer compras sustentables

No se trata sólo de comprar y comprar. Así que, qué mejor si además de comprar se puede ayudar al medio ambiente. Cuando se compre hay que seleccionar productos ecológicos y procurar en medida de lo posible aprovechar todo lo que se compra antes de tirarlo a la basura.

Noticias Relacionadas

¿Por qué no puedes ahorrar?

¿Por qué no puedes ahorrar?

Por lo regular cuando a una persona se le invita a ahorrar la respuesta inmediata es “apenas me alcanza y tú quieres que ahorre”. Sin embargo el ahorro es multifactorial, pues no...

date_range
close

Compartir es divertido

Si el contenido te gustó, compártelo con tus amigos.